Amor, celos, amistad, confusiones; eso y muchos más

problemas rodean a Nerea,
la protagonista de la

historia,
pero soñará y tratará de conseguir todo

aquello que se proponga
y afrontará, o por lo menos

intentará afrontar sus problemas, siempre al lado de

sus mejores amigas Blanchee y Pilar.

Seguidores

FRASE DE LA SEMANA

FRASE DE LA SEMANA

Querido destino: si él no es para mí
¿por qué lo pones en mi camino?


Frases Textos

Capítulo 37


Cuando llegué a casa llamé a Blanchee para que no fuera a meter la pata porque

sabía que Lito se lo preguntaría.

- ¿Que qué? ¿Cómo se te ha ocurrido eso?

- Da igual, tú dile eso, quiero que se quede con esa idea.

Por cierto, ¿sabes algo de Pilar? Llevo tres días sin saber nada de ella.


- Sí, hablo todos los días con ella, parece que no nos conoces, ¿cómo no voy a

saber nada de Pilar? No puedo vivir sin ella. Está mala, mañana supongo que ya

irá al instituto. ¿Sabes que ha conseguido novio? Me dijo que no os dijera nada

pero no puedo resistirme jaja.

- Jajaja, ¿en serio? ¡Qué guay! Pues si puede conseguirse novio estando mala,

también puede ir a clase ¿no? Jaja


- No le ha hecho falta salir de casa para conseguirlo jaja, es el nuevo vecino de

Lito, el otro día que Lito fue a verla a casa fue con él y surgió todo jaja.

- No lo conozco, ¿cómo se llama? ¿va a nuestro insti?

- Se llama Álvaro y no, no estudia en nuestro insti. Mañana quedaremos con él,

vente y lo conoces. ¿Hoy no ha pasado nada con Roberto?


- No…¿qué va a pasar?

- Ay mi Nerea… bueno cambiemos de tema, que ya vuelvo a notarte depre.

- Da igual, ya no me deprimo por eso, pero te tengo que colgar que tengo cosas

que hacer, nos vemos mañana.

- Ok, hasta mañana.

Efectivamente, ya volvía a deprimirme, lo hacía con sólo escuchar su nombre, por

eso no quise contarle lo que había pasado en clase, además, ¿qué conseguía

contándoselo? Nada… sólo deprimirme más, así que decidí tratar de olvidarme de

todo y no volver a hablar de él con las chicas.

Pero fallé en el intento, como siempre, pues por la noche hablé con Pilar y no

pude evitar contárselo.

- Son tontos tía, asúmelo ya. Qué asco me dan…

- Ya…

- Por cierto, deberías confiar en Lito, es buen chico, te aseguro que puedes

confiar en él, dile lo de Roberto, tal vez hasta pueda ayudarte.


- No creo que pueda ayudarme, nadie puede hacerlo Pilar, creo que es eso lo

que debo asumir.


- Que no  estés así Nerea, desde que te gusta no has hecho más

que sufrir y aunque sigan nuestros buenos ratos, ya no eres la misma, eres

muy pasiva, te cuesta sonreír, ¿qué ha pasado con la Nerea que en todo

momento tenía una sonrisa en la cara?


- ¿Esa Nerea? Esa Nerea ya está muerta, o tal vez siga, pero su sonrisa ha

muerto.


- ¡Venga Nerea anímate!


- Mañana iré de fiesta con vosotros, estaré animada.


- ¡Así me gusta! Y quiero verte sonreír eh.


- Como usted diga…

- Jaja eres la mejor y créeme, no voy a dejar que un tío haga desaparecer tu

sonrisa.


- Ahora sí que me has hecho sonreír, tú sí que eres la mejor.


- ¡Vaya he conseguido que Nerea sonría, esto sí que es un logro! Jaja.

Bueno te tengo que dejar que tengo que hacer todos los deberes acumulados

de estos días.


- ¡Vaya Pilar va a hacer los deberes, esto sí que es un logro! Jaja ok, nos vemos

mañana.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

>